Elecciones 26Mūüó≥: Apuntes para despu√©s de la batalla

29 mayo, 2019

Análisis y reflexiones tras las elecciones Europeas, Autonómicas y Municipales del pasado 26M

La primera reflexión puede parecer una excusa y también que dice una trivialidad: Los resultados electorales son complejos y reflejan la complejidad de la política.

La campa√Īa permanente

Tras la contienda electoral ‚Äďel nombre ya denota claramente el origen b√©lico‚Äď cabr√≠a esperar que se disipara el humo de la p√≥lvora y que los resultados fueran m√°s claros. Pero el mundo pol√≠tico contempor√°neo es el mundo de la campa√Īa permanente: todav√≠a no ha terminado un suceso y ya aparecen en el horizonte nuevos hechos que exigen que los pol√≠ticos se definan y posicionen. Esto significa que en la pol√≠tica actual no hay periodos diferenciados de competici√≥n electoral y de toma de decisiones y de elaboraci√≥n y aplicaci√≥n de las pol√≠ticas p√ļblicas. Como con el cambio clim√°tico, han desaparecido las estaciones. Ya nunca termina de despejarse el ambiente del ruido que produce el constante maniobrar estrat√©gico de las declaraciones de los l√≠deres pol√≠ticos y de los an√°lisis de los medios que intentan influir en la opini√≥n p√ļblica. Todo esto dificulta tener una perspectiva m√°s certera de cuales son las tendencias reales. Se requiere tener una cierta disciplina para no dejarse atrapar por los elementos emocionales que inevitablemente pueblan el mundo de la pol√≠tica. Pero en cuanto se echa una ojeada a los an√°lisis de muchos especialistas en la pol√≠tica, se ve lo dif√≠cil que es tener esta autodisciplina y lo f√°cil que la raz√≥n se convierta en la criada de la pasi√≥n.

La posici√≥n central del PSOE en el panorama pol√≠tico espa√Īol se ha reforzado. Las se√Īales de debilidad de Podemos confirman que no hay necesidad de ninguna necesidad de realizar un gobierno de coalici√≥n de izquierda.

26M segunda vuelta de las elecciones del 28A

Como ya avisaron los analistas pol√≠tico, los resultados del 26 de mayo han cerrado el ciclo electoral que empez√≥ en el 28 de abril y que hasta entonces hab√≠an quedado en suspenso. La posici√≥n central del PSOE en el panorama pol√≠tico espa√Īol se ha reforzado. Las se√Īales de debilidad de Podemos confirman que no hay necesidad de ninguna necesidad de realizar un gobierno de coalici√≥n de izquierda. A pesar de que las bases de simpatizantes socialistas coreasen ‚Äės√≠ se puede‚Äô o ‚Äėcon Rivera no‚Äô, est√° claro que la primera preferencia de S√°nchez es tener alg√ļn tipo de acuerdo con Ciudadanos para asegurarse una centralidad en el espacio pol√≠tico-ideol√≥gico que le d√© ventaja frente a sus rivales ‚Äďrecordemos que, a pesar de la elevada diferencia en representaci√≥n, la victoria socialista fue mucho menor en t√©rmino de votos. Tal como explican las teor√≠as de la divergencia de las preferencias dentro de los partidos pol√≠ticos, los l√≠deres ‚Äďsi pueden‚Äď priorizan las preferencias de los potenciales electores por encima de los activistas y simpatizantes. Algunos recordar√°n que frente al balc√≥n de la calle G√©nova, tras la victoria electoral de 1996, los simpatizantes del PP cantaban ‚ÄėPujol enano, habla castellano‚Äô, pero pocos d√≠as despu√©s era Aznar quien declaraba que ‚Äėhablaba catal√°n en la intimidad‚Äô.

De acuerdo con las teor√≠as de la divergencia de las preferencias dentro de los partidos pol√≠ticos, los l√≠deres ‚Äďsi pueden‚Äď priorizan las preferencias de los potenciales electores por encima de los activistas y simpatizantes.

Coaliciones en el √°mbito municipal

El proverbio ingl√©s dice que ‚Äėla pol√≠tica hace extra√Īos compa√Īeros de cama‚Äô y es el inter√©s en maximizar el poder por parte de las √©lites pol√≠ticas lo que explica que se produzcan coaliciones de gobierno que sorprenden a los observadores m√°s distanciados de la pol√≠tica. Esta situaci√≥n de coaliciones inesperadas es especialmente cierta en las elecciones municipales. Inevitablemente, los resultados de las elecciones municipales se leen en t√©rminos de la pol√≠tica a niveles de gobierno superiores ‚Äďnacional o regional‚Äď, pero estas elecciones se caracterizan por ser subsistemas pol√≠ticos con unas din√°micas idiosincr√°ticas muy robustas. Especialmente en las poblaciones menores, debido a que la cobertura de los medios de comunicaci√≥n es menor y a que es mayor el conocimiento personal de los pol√≠ticos por parte del electorado y de los pol√≠ticos entre ellos, los conflictos espec√≠ficos que emergen en el √°mbito municipal pueden trastocar las l√≥gicas imperantes en el nivel de gobierno superior. Son t√≠picas las denominadas coaliciones ‚Äėcontra-natura‚Äô, en las que, por ejemplo, partidos pol√≠ticos se coaligan ‚Äď‚Äėsalt√°ndose‚Äô la contig√ľidad ideol√≤gica‚Äď para poder echar a un partido mayoritario que ya lleva a√Īos en el gobierno municipal. Con todo, estas coaliciones tienden a ser inestables y s√≥lo son aceptadas con reticencias por parte de los cuarteles centrales de los partidos.

Son t√≠picas las denominadas coaliciones ‚Äėcontra-natura‚Äô, en las que, por ejemplo, partidos pol√≠ticos se coaligan ‚Äď‚Äėsalt√°ndose‚Äô la contig√ľidad ideol√≤gica‚Äď para poder echar a un partido mayoritario que ya lleva a√Īos en el gobierno municipal.

Estos cuarteles generales se preocupan por jugar una gran partida simult√°nea en la multitud de tableros de ajedrez que representan las distintas arenas pol√≠ticas y de reparto de cargos, mientras que, a su vez, proyectan un mensaje pol√≠tico que es capturado por la opini√≥n p√ļblica y que tiene relevancia para las expectativas futuras de voto. Esta es una de las razones por las implicaciones de los resultados de la Comunidad y la ciudad de Madrid van m√°s all√° de sus fronteras.

Catalu√Īa y el voto dual

Los resultados en Catalu√Īa ponen de manifiesto como la racionalidad de los votantes nunca debe ser dejada fuera del campo de an√°lisis.

En ciencia pol√≠tica, los estudios electorales tienden a ser esc√©pticos respecto a este factor: la racionalidad de los votantes. Se dice, por ejemplo, que normalmente la mejor predicci√≥n de un resultado electoral es el resultado de la elecci√≥n anterior. Naturalmente, esta regla funcionaba bien en tiempos menos convulsos que los que estamos viviendo. La principal raz√≥n por la que se supone que el electorado es poco racional en su comportamiento electoral es que existen pocos motivos ‚Äėracionales‚Äô para estar informado de la pol√≠tica. Los resultados electorales ‚Äďla victoria de un partido o la aplicaci√≥n de determinadas pol√≠ticas p√ļblicas‚Äď son realmente importantes para los votantes que prefieren unas pol√≠ticas a otras. Pero estos resultados son ‚Äėbienes p√ļblicos‚Äô en el sentido econ√≥mico y, en la obtenci√≥n de estos, el peso del votante individual con su voto es √≠nfima, por lo que no tienen demasiados incentivos a votar y menos a estar informados sobre estas. Esta situaci√≥n es la que lleva a la posibilidad de persuasi√≥n y de manipulaci√≥n pol√≠tica. Es decir lo m√°s caracter√≠stico de la pol√≠tica p√ļblica: las declaraciones, los manifiestos, las campa√Īas‚Ķ .

El voto dual se refiere a la existencia de mayorías distintas en distintos niveles electorales entre el mismo electorado.

Pero las elecciones municipales y europeas en Catalu√Īa han revelado un elevado voto dual. El voto dual se refiere a la existencia de mayor√≠as distintas en distintos niveles electorales entre el mismo electorado. Tradicionalmente ‚Äďantes de los cambios producidos por la irrupci√≥n del tema de la independencia‚Äď el fen√≥meno del voto dual produc√≠a mayor√≠as socialistas en las elecciones generales y mayor√≠as de CiU en las elecciones auton√≥micas. Este cambio de mayor√≠as no se atribu√≠a a la racionalidad de los votantes tan s√≥lo un grupo marginal de votantes oscilar√≠a en su voto entre los dos grandes partidos del momento. M√°s bien, se atribu√≠a a la distinta capacidad de movilizaci√≥n de los distintos electorados seg√ļn su identificaci√≥n con un √°mbito territorial o cultural, o su reconocimiento de la relevancia de cada cada nivel de gobierno (Catalu√Īa o Espa√Īa). Pero en este caso el voto dual se ha producido entre un ‚Äėmismo‚Äô tipo de votante: mientras que en las elecciones europeas la victoria ha sido para la lista de Puigdemont, en las municipales, la victoria ha sido d‚ÄôERC. Este voto dual en el nivel agregado s√≠ que indica que tambi√©n se ha tenido que producir en una proporci√≥n relativamente elevada en el nivel individual, reflejando un nivel de racionalidad que seguramente es un reflejo de los niveles de movilizaci√≥n pol√≠tica de la sociedad catalana actual.


Oferta formativa UOC

Autor / Autora
Profesor de Ciencias Pol√≠ticas y de la Administraci√≥n en la Universidad Oberta de Catalunya. Miembro del grupo eGobernanza, Administraci√≥n y Democracia Electr√≥nica (GADE), investiga la desintermediaci√≥n pol√≠tica en el √°mbito de los partidos pol√≠ticos y la administraci√≥n p√ļblica producto de la introducci√≥n de las TIC.
Comentarios
Deja un comentario