10 tendencias que indican un aumento de la ciberdelincuencia

12 noviembre, 2020
tendencias-ciberdelinquencia

Según la Estrategia Nacional de Ciberseguridad 2019, la ciberdelincuencia representa una de las amenazas más extendidas y generalizadas, que victimiza de manera continua a empresas, instituciones y ciudadanos. La pandemia de la COVID-19 y su contexto social son el escenario perfecto para que la cibercriminalidad siga en auge.

La emergencia global de la COVID-19 ha puesto patas arriba la vida de millones de personas. Con las restricciones de movilidad promulgadas para detener la propagación del virus, el distanciamiento social y el teletrabajo se han convertido en la norma y ha cambiado la forma de trabajar, de comunicarnos y a qué dedicamos nuestro tiempo libre. 

¿Qué ha cambiado para los delincuentes? La pandemia se ha convertido en una oportunidad, los ciberdelitos ya representan el 10% sobre el total de infracciones penales y la ciberdelincuencia sigue su auge exponencial.

Los cibercriminales han intensificado sus esfuerzos con un claro objetivo lucrativo: desde engaños de ingeniería social, phishing o ransomware hasta campañas de desinformación y fake news. Sin obviar, por supuesto, los delitos sexuales, una amenaza que aumenta con la escolarización remota y con el tiempo que pasan los menores conectados sin supervisión.

Dado que la COVID-19 continúa persistiendo en todo el mundo, es muy probable que se produzca un aumento adicional de los ciberdelitos en los próximos meses. Atraídos por la vulnerabilidad de los sistemas de trabajo en remoto y el potencial de un mayor beneficio financiero, es posible que los ciberdelincuentes desarrollen modi operandi más avanzados y sofisticados.

Prevención y denuncia

Los expertos en ciberseguridad nos recuerdan algunos consejos esenciales para evitar ser víctimas de un ciberdelito: ignorar los enlaces que llegan en correos electrónicos sospechosos, usar contraseñas seguras, habilitar la autenticación de dos factores para las cuentas confidenciales y confiar solo en las actualizaciones proporcionadas por las organizaciones sanitarias oficiales.

Además, agencias como la Europol, aconsejan denunciar siempre de los casos de ciberdelincuencia: «No informar puede obstaculizar una investigación policial más amplia. Cuantas más víctimas denuncien un delito, más datos podrán recopilar las autoridades policiales y, por lo tanto, es más probable que se pueden establecer conexiones entre diferentes delitos». Para ello, se debe reforzar la prevención y desarrollar una cultura de empatía y transparencia para proteger a las víctimas y evitar su revictimización.

Desde el Máster Universitario en Ciberdelincuencia de la UOC hemos elaborado una infografía para mostraros 10 tendencias significativas que indican que la ciberdelincuencia seguirá aumentando:

Autor / Autora
Editora de Continguts // Editora de Contenidos
Comentarios
Deja un comentario